Anuncio

Colapsar
No hay anuncios todavía.

Empresas alemanas colaboradoras con la Alemania nazi: Volkswagen, adidas, Hugo Boss..

Colapsar
X
  • Filtrar
  • Tiempo
  • Mostrar
Limpiar todos
nuevos mensajes

  • Empresas alemanas colaboradoras con la Alemania nazi: Volkswagen, adidas, Hugo Boss..

    ¿Sabías que Hugo Boss diseñó los uniformes nazis de las SS y las Hitlerjugend? ¿o que Adidas fue fundada por el nazi Adi Dassler? O el famoso caso del Volkswagen (“coche del pueblo”) donde el mismo Hitler se implicó en el diseño para darle a las masas un coche que todo alemán pudiera permitirse. Finalmente los empresas colaboradoras con los nazis como Bayer o Siemens, que creó un escándalo cuando quiso comercializar hornos de gas con el nombre “Ziklon” al igual que los campos de concentración. Ya para terminar el refresco Fanta… cuyo nombre proviene de Fantasie.



    Para leer el artículo completo:
    Empresas alemanas colaboradoras con la Alemania nazi | Experimento Asch Occidental
    Experimento Asch Occidental: Página de Facebook

    1. Adidas y Puma
    Todos conocemos a las famosas marcas de deporte Adidas y Puma, pero lo que muchos no sabéis es que ambas empresas fueron fundadas por los hermanos alemanes Adolf “Adi” Dassler y Rudolf Dassler. Adolf, o “Adi” como le llamaban sus amigos, fundó Adidas (de ahí el nombre) y su hermano la marca Puma. Lo que otros no saben es tanto Adi como su hermano se afiliaron al partido nazi al ganar Hitler las elecciones. La relación entre los hermanos no era buena ya que cuando los Aliados capturaron a Rudolf, le acusaron de forma parte de las SS y él estuvo convencido toda su vida de que fue su hermano el que lo había vendido como vendían zapatillas.



    Por lo tanto, cada vez que llevas unas zapatillas Adidas o Puma estás, técnicamente, llevando ropa nazi.


    2. Hugo Boss, uniformes nazis de las SS

    Hugo Boss es una de las más famosas marcas de ropa que existe, fundada por diseñador alemán del mismo nombre. Sin embargo, muchos desconocen la vida políticamente incorrecta de Boss, ya que los más famosos diseños de Hugo Ferdinand Boss (1885 – 1948) no fueron simples trajes, sino nada menos que los uniformes nazis de las SS y de las juventudes nazis (Hitlerjugend).



    Hugo Boss era un miembro activo del NSDAP desde 1931 y se mantuvo fiel a la ideología nazi a lo largo de toda su vida, hasta el punto de tener una foto de Adolf Hitler colgada en su despacho. Ya durante el ascenso de los nazis Boss producía los uniformes de las SA, SS, las Hitlerjugend y más adelante de la Wehrmacht. Los famosos uniformes totalmente negros de las SS fueron diseñados para ser visualmente atractivos y al mismo tiempo imponer respeto y miedo en la población. La imagen de los uniformes negros ha quedado grabado en la cultura popular como sinónimo del mal, siendo la influencia para los trajes negros del ejercito imperial de las películas de Star Wars. Estos trajes fueron diseñados por Karl Diebitsch (artista) and Walter Heck (diseñador gráfico).



    Como suele ocurrir con los empresarios que se alían con el poder, gracias a su afiliación al partido nazi sus ventas pasaron de los 38,000 marcos en 1932 a más de 3,000,000 en 1941, convirtiendo una pequeña sastrería en un empresa nacional. ¡Parece que producir uniformes nazis para las SS era un buen negocio! Durante la guerra Hugo Boss usó a prisioneros de guerra como mano de obra para sus fabricas, sin embargo, no fueron más que 180 personas.



    3. Siemens
    De forma análoga a Bayer, otra multinacional alemana, Siemens, utilizó prisioneros de guerra y estuvo implicada con el nazismo durante la II guerra mundial. La empresa se vio forzada a disculparse después de que conocerse que en 2001 iba a registrar la marca “Zyklon” para algunas maquinas … incluidos hornos de gas. Si es que alguno no lo sabe, Zyklon B era el gas usado en para exterminar a los judíos en las cámaras de gas.



    4. Bayer y el creador judío del gas Zyklon


    La empresa química alemana Bayer es famosa por haber inventado la aspirina, entre otras muchas medicinas. Sin embargo, lo que no es tan conocido es que en la época nazi Bayer era parte del conglomerado IG Farben, responsable de producir el gas Zyklon-B usado para asesinar a los prisioneros en los campos de concentración. Como curiosidad, el gas Zyklon-B fue originalmente inventado por el judío-alemán Fritz Haber para la guerra biológica, el cual fue perseguido por ser judío al llegar Hitler al poder, a pesar de que había renunciado a su judaísmo. Como si de una ironía macabra se tratase, el mismo gas que inventó el judío Haber fue usado posteriormente para asesinar a miles de sus compatriotas.



    5. El refresco Fanta de Fantasie



    Durante la II Guerra Mundial USA estableció un embargo contra la Alemania Nazi, haciendo imposible vender la Coca Cola allí. El jefe de Coca Cola en Alemania, Max Keith, ante la imposibilidad de importar el sirope que necesitaba para hacer la Coca Cola, decidió hacer un nuevo refresco con los productos disponibles en el mercado Alemania. Tras inventar un nuevo refresco tenían que ponerle un nombre comercial, por lo que en una sesión de brainstorming Max les dijo que “usasen su imaginación” (Fantasie en alemán), entonces uno de los empleados respondió: “Fanta!”.


    6. IBM

    IBM? Pero si es una empresa useña! Sin embargo, los nazis contactaron con el gigante informático para poder contar eficientemente… desde listas de suministros hasta los horarios de trenes a los campos de concentración así como número de cuentas de judíos prisioneros, así para monitorizar a los presos IBM tenía diferentes códigos, como código 8 para judíos, 11 gitanos, 001 era el campo de Auschwitz, 002 era el de Buchenwald, código 5 era ejecución… La tecnología al servicio del mal.


    típica carta producida por IBM para la oficina racial de las SS

    7. Volkswagen, el “coche del pueblo”

    La historia es mundialmente conocida, pero no está de más recordarla. Con el ascenso del nazismo al poder, Hitler quería darle coche a las masas, un coche que fuese asequible al bolsillo del trabajador alemán medio. Por ello ordenó diseñar el Volkswagen (“coche del pueblo”, Volk: pueblo, Wagen: auto) para que todo alemán pudiese disfrutar de sus igualmente nuevas Autobahns. Además, Hitler, pintor frustrado y con interés por la arquitectura se implicó personalmente en el diseño del coche. Los nazis tenían un componente ecológico y de amor a la naturaleza muy importante (ver ecofascismo), por lo que creían que la maquina tenía que imitar a la naturaleza, de ahí sale el primer modelo de Volkswagen escarabajo, que se volvió inmensamente popular.


    Hitler se implicó personalmente en el diseño del Volkswagen


    Pero vayamos al creador del Volkswagen, el ingeniero Porsche. Ferdinand Porsche nació en Checoslovaquia, hijo de alemanes étnicos. Su familia vivía en Liberec (Reichenberg en alemán), cerca de la frontera alemana en la región histórica de los sudetes donde los alemanes étnicos eran mayoría y que sería posteriormente anexionada por Hitler. Porsche tenía nacionalidad checoslovaca pero en 1934 Goebbels le concedió la nacionalidad alemana.
    ¡Mira que rápido consiguen unos inmigrantes la nacionalidad cuando interesa!



    Porsche se afilió al partido nazi y a las SS en 1937, con lo que obtuvo gran apoyo de la jerarquía nazi y gracias al Volkswagen fue alabado con el “gran ingeniero alemán”. Sin embargo, los aportes de Porsche no se quedaron en el Volkswagen, sino que durante la II guerra mundial diseñó varios tanques y carros bélicos, motivo por el cual recibió el SS-Ehrenring (anillo de honor de las SS) así como la obtención en 1942 del rango de SS-Oberführer. Como curiosidad, durante la guerra se ganó la reputación de “científico loco” por sus inventos cada vez más extravagantes.

    NOTA: Por cierto, se dice “Por-sche“, y no “Porsch”. En alemán se pronuncian todas las letras

  • #2
    No es azar que, en sus diferentes versiones temporales, desde 2000 hasta hoy mi coche sea un Volkswagen Polo. Y lo mejor, cuando en la gasolinera, con todas sus letras para que suene bien, suelo decir "por favor, tanto de 95 para el /folksbaguen/", cuando en mi tierra solemos decir /borbaguen/ Que un coche, objeto de ricos, fuese ideado como un bien accesible para el pueblo por parte del nacional-socialismo no lo explican en los IES...qué casualidad.

    Comentario


    • #3
      Circula por ahí, como un rumor con barniz conspiranoico, que el gran capitalismo financió al nacionalsocialismo, y haciendo esto se quiere poner en una especie de equidistancia a ambos sistemas. Entre los comunistas hace siempre mucha fortuna la expresión "perros del capital" empleada contra nacionalsocialistas y fascistas basándose en esta premisa. Piensan que el capitalismo tiene dos cartas con las que juega, según el momento de paz social o disturbios que atraviesa la sociedad consecuencia del ciclo económico. Dicen que en tiempos de paz social el capitalismo juega la carta democrática, mientras que cuando hay revueltas y asoma la patita la posibilidad de la revolución, el capitalismo se saca de la manga la carta fascista/nacionalsocialista para frustrar las posibilidades de una revolución comunista.

      Bien, aparte de la enorme disonancia cognitiva y el poco rigor histórico de defender una hipótesis como ésta, lo único cierto y probado es que el nacionalsocialismo recibió ayuda de productores, gente industriosa, dueños de fábricas, que vieron en Alemania la posibilidad de un tipo de economía nuevo basado en el trabajo, una economía de tipo desarrollista y no especulativa, donde un Estado fuerte protegería la inversión de estos industriosos cansados de las difíciles condiciones de financiación que los bancos usureros les ofrecían. ¿Que hubo algún capitalista narizón que también metió dinero en la Alemania de esa época? Seguramente sí, pues esta gente siempre quiere tener huevos puestos en todas las cestas. Pero la realidad económica de la Alemania nacionalsocialista es que alcanzó la posición de hegemonía industrial en poco más de 5 años gracias su modelo basado en el patrón trabajo, en un modelo orgánico y corporativista donde industriosos y trabajadores funcionaban como un mecanismo engrasado donde cada uno sabía de su posición y de sus posibilidades, y en una comunidad política dispuesta a sacrificarse por el bienestar de los demás. Por lo tanto cuando un comunista dice que el capitalismo financió al nacionalsocialismo hay que reírse a carcajadas. Antes tendrían que empezar por aprender a diferenciar que la dicotomía de la sociedad no se forma en trazar una línea imaginaria entre capitalistas y proletariados, sino entre productores y especuladores.

      Comentario

      Trabajando...
      X